Rafael Nadal, uno de los tenistas más lentos de los últimos 25 años

Rafael Nadal, uno de los tenistas más lentos de los últimos 25 años


Hace poco, en Roland Garros, Rafael Nadal contestaba en rueda de prensa que estaba un poco cansado que se hablara siempre de sus pérdidas de tiempo. Que él toda la vida había tardado lo mismo entre punto y punto y antes no se decía nada pero con datos y estadísticas, observamos que no es así. Nadal ha tenido años que ha sido más rápido y otras que fue más lento. Descubre quién ocupa el primer lugar de la lista como el jugador más rápido del circuito en lo que se refiere a tiempo entre punto y punto.

Lo primero, hay que decir que esta información viene de Carl Bialik, que ha recopilado datos y ha sacado las estadísticas en este artículo de FiveThirtyEight. Todo el mérito a su trabajo.

Echando un vistazo a este cuadro general, se observa que el tenis alcanzó su cúspide durante los años 1995 y 2000 en lo que se refiere a rapidez entre puntos con una media de 3 segundos menos del permitido. Desde entonces, cayó en picado hasta 2012 donde, de media, se llegaba a tardar casi 5 segundos más. A partir de que los árbitros comienzan a ser más estrictos con la norma y a dar más warnings, se ha mejorado un poco aunque aún estamos por debajo del tiempo permitido por unos 2 segundos.

Se conoce que en los últimos tiempos, los jueces de silla son mucho menos permisivos a la hora de dar un warning por falta de tiempo. Incluso Nadal ha llegado a recibir un segundo warning en algunos partidos en este 2015 haciendo que perdiera el primer servicio. Otro warning, le haría perder el punto. Cuenta Bialik que estos desajustes entre puntos pueden dar a lugar a más de 15 minutos de más en un partido. Algo que desajusta las parrillas de televisión, entre otras cosas. Una mayor aplicación de la regla por parte de los umpires haría disminuir el tiempo entre puntos y éstos serían más cortos y por lo tanto, mejor para el tenis, según afirma el periodista.

La ATP decidió que debían ser más estrictos con la aplicación de las reglas a partir de 2012 después de aquella famosa final del Open de Australia entre Nadal y Djokovic que llegó a durar cinco horas y 53 minutos, algo totalmente desproporcionado. Desde entonces, el tiempo se ha reducido entre puntos una media de 2,6 segundos. Pero aún falta camino por recorrer.

La superficie también influye. Las pistas de hierba son las que tienen los tiempos entre puntos más cortos. Menos rallies, puntos más rápidos, menor tiempo de recuperación. Las de tierra se encuentran en el otro punto siendo la del Río Open (el torneo con mayor humedad del circuito) la que lleva a los tenistas a tomarse más tiempo entre puntos (más de 5 segundos del permitido).

Pero hablemos de jugadores. ¿Quién se lleva más y quién se lleva menos tiempo entre punto y punto? El número 1 de la lista como el más rápido es el alemán Dustin Brown que se toma hasta más de seis segundos menos del permitido. Roger Federer aparece como el 36º jugador más rápido con una media de 2,37 segundos menos. Novak Djokovic y Andy Murray se encuentran casi en la mitad de la lista siendo más lentos de lo normal con 2,21 y 2,53 segundos más del permitido. En cambio, Rafael Nadal se encuentra como uno de los más lentos de los últimos años con 5,92 segundos de más del permitido. Aún así, vemos que todavía hay tenistas que eran más lentos que él.

En general, los mejores jugadores de la historia y ganadores de Grand Slams han jugado todos muy lentos excepto Goran Ivanisevic y Roger Federer, que están por debajo de la media permitida. Algo a tener en cuenta.

Para responder a lo que dijo Nadal la semana pasada en Roland Garros de que él siempre ha jugado igual de lento, Bialik enseña un cuadro que muestra que no es así. Los cuatro miembros de Big Four tuvieron una época en la que fueron más y menos rápidos de lo normal. Mientras Federer ofrece una línea bastante similar a lo largo de los últimos años, es reseñable la caída en picado que tiene las gráficas de Murray y Djokovic, sobre todo la del británico que pasó de ser 2 segundos más rápido a 3 más lento. De Nadal, resulta muy llamativo que los años que fue más rápido, 2010 y 2013, las únicas temporadas donde estuvo dentro de los límites permitidos, fueron las de más exito para él. Tres Grand Slams en 2010 y dos en 2013 con otros tantos Masters 1000 en cada uno de ellos.

De estos datos se pueden sacar infinidad de conclusiones y quizás aquí estén las respuestas a esas preguntas de qué necesita Nadal para volver a recuperar la identidad en su juego como en años anteriores. Los dos años que jugó más rápido, triunfó más. Es decir, tanto en 2010 como en 2013 fue mucho más agresivo. Ahora, está en él volver a serlo de nuevo. Mal no le fue.



Fecha: 10 de Junio de 2015 | Punto de Break