7 cosas que nadie te dice sobre la primera vez que haces un trío

7 cosas que nadie te dice sobre la primera vez que haces un trío


De acuerdo con distintos análisis, el uso de la pornografía ha cambiado súbitamente la manera en que se percibe la sexualidad. Lo que antes no era tan común entre las mentes perversas de los fanáticos, ahora está a la orden del día. Las personas cada vez se desensibilizan más ante las conductas consideradas anormales y ahora optan por fantasías mucho más crudas y complejas. Una de las más comunes (y más realizables para la mayoría) es hacer un trío.

Es más común entre la comunidad masculina, pero la idea ha rondado las mentes de ambos géneros: tener una experiencia sexual con dos personas del sexo opuesto o en algunos casos con una de cada uno. Puede deberse al deseo de impulsar el ego (sentirse deseado) o a una simple curiosidad motivada por la literatura erótica y la pornografía. Sin importar la razón hoy es común vivir esa experiencia pasional, pero aunque la imaginación apunta a que durante un trío todo es sensualidad y perfección, existen algunas cosas que pocos mencionan y todos deberían saber sobre hacerlo por primera vez.

Las siguientes son algunas cosas que pueden pasar al hacer un trío y –posiblemente– le quitan todo el encanto a la fantasía.



Nadie está seguro sobre qué hacer

hacer un trio incomodo

Se encuentran los tres en la habitación y nadie está seguro de cómo será el proceso (debido a la falta de guión), así que todo avanza mediante una comunicación tácita tal vez basada en lo que se ve en las películas porno. Es probable que si existe confianza entre los involucrados todo sea más simple y el trío se vuelva cómodo y natural, pero por lo general esta experiencia se asemeja a perder la virginidad: hay momentos extraños y una vez superados, la experiencia es más placentera.



El contacto visual es incómodo

hacer un trio sexo

Especialmente entre las personas del mismo sexo que están participando (a menos que sean bisexuales). En algunos momentos todos cruzarán la mirada y resultará gracioso o un poco perturbador; de cualquier forma el contacto visual, entre dos hombres heterosexuales por ejemplo, es una distracción que reduce la pasión y hace que ambos estén conscientes de la situación en la que están inmersos. Todo depende del vínculo entre cada participante, pero en definitiva es uno de los instantes más embarazosos de la experiencia.



Habrá celos

hacer un trio

Los celos llegarán de distintas formas. Si una persona se encuentra directamente al lado de alguien con quien acaba de tener sexo y éste parece obtener más placer cuando se encuentra con el otro participante, será molesto y desagradable. Aunque la experiencia debería estar libre de cualquier idea o pensamiento negativo, es inevitable sentir envidia o celos par ala mayoría.



Parecerá una competencia y por lo general hay un sólo ganador


Como se mencionó anteriormente, ya sea por celos o egocentrismo, la interacción sexual puede convertirse en una competencia. El único ganador suele ser aquél que tomó el lugar del “centro”, mientras que las otras dos personas se esforzarán por ser el mejor, o bien, por tomar la posición principal. En caso de que en el trío todas las partes interactúen por igual, todo será más llevadero pero dependerá de los participantes y del contexto en el que el acto suceda.



Surgirán todo tipo de inseguridades

hacer un trio placer

Inseguridad de la relación con uno o los dos participantes, inseguridades físicas o sobre la toma de decisiones; todas estas dudas pueden pasar por la cabeza en un solo minuto. Es posible que algunas de estas interrogantes se queden en mente durante los días posteriores al encuentro, pero mientras sea trate de una decisión libre y una experiencia placentera no hay de qué preocuparse. El propósito de hacer un trío es vivir una aventura nueva y diferente para disfrutarla, no para sufrirla.



Habrá dudas sobre qué hacer cuando todo termina

hacer un trio experimentar

“¿Hablaremos de esto después?”, “¿Le contarás a alguien?”, “¿Se repetirá?” Esas son preguntas comunes que pueden surgir al final. Es inevitable pensar en las consecuencias que puede traer un trío sexual, pero si existe confianza con todas las partes involucradas, podrán resolverlo y simplemente recordar el momento como uno de los mejores. 



Puede que sea muy gracioso o poco placentero

trio

Después de los momentos extraños y las dudas, es posible que todas las partes se den cuenta de que la experiencia, más que ser meramente sexual, es divertida. A partir de ese segundo pueden suceder dos cosas: reírse hasta que la excitación pase y sus cuerpos se relajen o perder el hilo del placer y no sentir nada.

La experiencia de tener un trío puede tener diferentes resultados y todos dependen de la conexión y comunicación que se tenga con las otras partes involucradas. Puede que sean amigos, que sean una pareja y un extraño o que nadie se conozca en realidad; en cualquiera de los casos puede pasar cualquier cosa.



Fecha: 21 de Febrero de 2017 | Cultura Colectiva