Latinos rompieron récord de participación en las elecciones de EEUU

Latinos rompieron récord de participación en las elecciones de EEUU


13,5 millones de hispanos fueron a las urnas. Su participación fue determinante para el triunfo de Hillary Clinton en tres estados –Colorado, Nuevo México y Nevada– pero insuficiente para darle la presidencia a la demócrata.

Los votantes de origen hispano en Estados Unidos rompieron el récord de participación en la elección presidencial de 2016, superando incluso las estimaciones de diversas organizaciones que analizan y promueven el voto latino en el país.

Un total de 13,5 millones de hispanos participaron en estos comicios, según lo indica las encuestas a boca de urna realizadas por varias encuestadoras y medios digitales. Esto representa casi la mitad (47%) de los 28 millones de latinos elegibles para votar este año. En 2012, el 42% de la población latina que podía asistir a las urnas lo hizo.

Estas cifras son aún más llamativas teniendo en cuenta que la participación general de los estadounidenses en las elecciones disminuyó casi 5 puntos porcentuales con respecto al 2012 y 6% en comparación con las elecciones del 2008, ambas ganadas por Barack Obama. Este hecho pudo haber favorecido al republicano Donald Trump.

Y es que mientras cada vez más latinos votan, disminuye la participación de los estadounidenses no hispanos: en 2012 emitieron su voto 118 millones y para esta ocasión fueron 113 millones.

También se nota que, aunque la mayoría votó por Hillary Clinton y no pudo ganar, la influencia de los latinos sí fue mayor en esta elección.

La victoria de Clinton en tres de los cinco estados péndulos donde la participación latina era determinante –Colorado, Nuevo México y Nevada– está directamente asociada al voto latino.

Si los hispanos no hubieran votado en estos tres estados, Trump habría sido el ganador. Por ejemplo, si el Colorado no hubiese participación latina, Trump habría ganado con el 40,5% de los votos, contra el 38.5% para Clinton. Es decir, fueron los 219 mil votos hispanos que llevaron a la candidata demócrata a ganar en ese estado, así como en Nevada y en Nuevo México.

Sin la participación hispana, la historia para Clinton en estos sitios hubiese sido distinta.

Y es que en casi todos estos estados clave los latinos superaron las expectativas de participación y tuvieron más peso electoral dado que los no hispanos no salieron a votar como se esperaba.

En Nevada los hispanos terminaron siendo el 18% de todos los votantes. En Arizona superaron por más de tres puntos nuestros cálculos y en Nuevo México representaron el 40% de todos los votantes, cuando habíamos estimado que serían el 35%.

En Arizona y Florida, estados que perdió Clinton por una estrecho margen, el porcentaje de apoyo para Donald Trump hubiese mucho mayor sin la participación de los latinos. En el primero, Trump habría ganado por 9 puntos y en el segundo por 7, mientras que la diferencia real fue de 4,4 y 1,3 puntos porcentuales, respectivamente.

Infografía hecha por: Univisión Noticias

Foto: AP