AN pide a Maduro información sobre sus familiares acusados en EEUU

AN pide a Maduro información sobre sus familiares acusados en EEUU


La Asamblea Nacional de Venezuela (AN, Parlamento), de mayoría opositora, pidió este martes al presidente del país, Nicolás Maduro, información "veraz" sobre Efraín Campos Flores y Francisco Flores de Freitas, ambos familiares suyos que fueron declarados culpables por un caso de narcotráfico en Estados Unidos.

Pese a que la minoría chavista de la Cámara alegó que estos dos venezolanos -sobrinos de la primera dama Cilia Flores- fueron juzgados sin pruebas que demostrarán su culpabilidad, la mayoría opositora aprobó un "acuerdo en rechazo al tráfico de influencias y al abuso de poder" por parte de ambos ciudadanos.

El Legislativo aprobó, entre otras cuestiones, instar a la Fiscalía y a la Contraloría General de la República a iniciar averiguaciones para determinar si existe mérito para el enjuiciamiento penal en Venezuela de los involucrados en el caso.

También acordó instar a la Fiscalía, al Ejecutivo y a las autoridades en general a asumir un compromiso de lucha contra la corrupción y el narcotráfico, así como a respetar y hacer cumplir las leyes que rigen en esta materia.

La Cámara decidió, además, enviar copia de esta declaración a la Organización de las Naciones Unidas (ONU) y a la fiscalía del Distrito Sur de Nueva York que llevó el caso de los dos venezolanos en la nación norteamericana.

Entre los argumentos esgrimidos por los opositores estuvo la reiterada crítica al Gobierno por no haberse pronunciado frente a este tema, pese a que el veredicto se conoció el pasado viernes.

Los parlamentarios de la alianza opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD) aseguraron que el caso en cuestión "no es un hecho aislado" y pidieron establecer responsabilidades administrativas, disciplinarias y civiles contra todos los funcionarios del Gobierno que participaron junto a los sobrinos Flores.

Los chavistas, por su parte, cuestionaron el debate y votaron en contra del acuerdo pues consideraron que pretendía "agredir" a la primera dama.

"Arremeten contra estos pobres muchachos porque no tienen la capacidad real de acabar con la Revolución Bolivariana (...) El mayor cartel de droga del mundo es la DEA (agencia antidrogas de EE.UU.), quien hizo el montaje para acusar a estos muchachos", sostuvo el diputado oficialista Pedro Carreño.

Campos Flores y Flores de Freitas fueron acusados por la fiscalía federal para el distrito sur de Manhattan de conspirar para exportar y distribuir un cargamento de 800 kilogramos de cocaína a este país, que sería enviado a Honduras desde el terminal presidencial en el aeropuerto de Maiquetía de Venezuela, y de allí a Estados Unidos.

Tras un año detenidos, los familiares de la pareja presidencial venezolana deberán esperar hasta el próximo 7 de marzo próximo para conocer la condena. 

Parlamento insta investigar "tráfico de influencias" en caso sobrinos Maduro

El Parlamento de Venezuela aprobó este martes un "acuerdo en rechazo al tráfico de influencias y al abuso de poder" por parte de dos sobrinos de la primera dama venezolana, Cilia Flores, declarados culpables en Estados Unidos por tráfico de drogas, e instó a otros poderes a investigar el caso.

El Legislativo acordó instar a la Fiscalía y a la Contraloría de Venezuela a "iniciar averiguaciones" para determinar si existe mérito para el enjuiciamiento penal de los involucrados en este caso de narcotráfico.

El tema discutido en la Cámara fue presentado por el diputado opositor Ismael García, que criticó que el jefe de Estado de Venezuela, Nicolás Maduro, "mantiene absoluto silencio" sobre el caso de sus familiares, quienes se enfrentan a una pena de entre 10 años de cárcel y cadena perpetua.

"Estamos frente a un hecho extremadamente grave que amerita que este Parlamento apruebe un conjunto de consideraciones y que designe además una comisión mixta integrada" entre diputados opositores y chavistas para investigar el caso, dijo el parlamentario opositor durante su intervención en la plenaria.

El diputado criticó que, según la investigación llevada a cabo en el juicio en EEUU a los familiares de la pareja presidencial de Venezuela, estos jóvenes hayan "utilizado el hangar presidencial" y "pasaportes diplomáticos" para cometer este delito internacional.

Asimismo, el también diputado opositor Julio Montoya destacó que, si bien no se puede afirmar que el presidente Nicolás Maduro o su esposa Cilia Flores estén involucrados en el delito, éste debe explicar al país cómo no estaba al tanto de la situación si tiene a disposición todos los organismos de seguridad del Estado.

"Cómo me explican a mí que el presidente de la república tiene el SEBIN -servicio de inteligencia-, el DIM -servicio de contrainteligencia militar-, (...) las fuerzas armadas bolivarianas, la inspectoría militar, y no se haya dado cuenta en ningún momento que alguien de su círculo estaba vinculado al tema del narcotráfico; o es gafo o es cómplice", afirmó Montoya.

La bancada opositora resaltó que el Parlamento venezolano debe pedir una copia del expediente al tribunal de Nueva York, "para que la comisión que le corresponda investigar el caso pueda llegar al fondo de las cosas".

Entretanto, los diputados de la bancada chavista votaron en contra del acuerdo y calificaron de "aborrecibles y rastreras" las intervenciones de "los voceros de la derecha", que, afirmaron, forman parte de "una campaña de aniquilamiento moral" contra Nicolás Maduro y su familia.

"Que el gobierno de Estados Unidos haya hecho ese burdo montaje con la DEA (agencia antidrogas de EEUU) es una demostración de que no pueden contra la revolución bolivariana", afirmó el parlamentario Pedro Carreño.

El diputado oficialista Edwin Rojas aseguró que el juicio contra los parientes de la primera dama estuvo "amañado".

Por su parte, la canciller venezolana, Delcy Rodríguez, anunció que demandará al excandidato presidencial Henrique Capriles por presuntamente falsificar documentos que vinculan al Gobierno con el caso de los sobrinos de la pareja presidencial.

Según Rodríguez, Capriles "miente fraudulentamente y delinque nuevamente al falsificar documento público para engañar a la opinión pública", esto después de que el opositor difundiera a través de las redes sociales fotos de los supuestos pasaportes diplomáticos que portaban los parientes de Maduro.

La canciller aseguró que "es absolutamente falso que la Cancillería venezolana ha otorgado pasaporte diplomático a ciudadanos que no aplican conforme a las normas".

Ante esta acusación de la canciller, el también gobernador del estado Miranda (oeste) replicó que el gobierno "no tiene vergüenza".

"Ahora el problema son los pasaportes y no la droga que traficaban desde hangar presidencial", dijo el gobernador opositor a través de Twitter.

Capriles ha asegurado que Efraín Antonio Campo Flores y Francisco Flores de Freitas usaban pasaportes diplomáticos cuando fueron detenidos en Haití, de acuerdo al material probatorio recopilado por la DEA.

Desde que los jóvenes fueron detenidos en Haití el 10 de noviembre de 2015, el jefe de Estado venezolano y su esposa no han hecho comentarios al respecto, salvo para sugerir que sus parientes fueron detenidos ilegalmente y "secuestrados" por las autoridades estadounidenses. 

Foto: Notiamérica



Fecha: 23 de Noviembre de 2016 | EFE