Qué cambia, qué sigue igual y qué no se sabe del muro fronterizo

Qué cambia, qué sigue igual y qué no se sabe del muro fronterizo



"Comenzaremos la construcción inmediata del muro fronterizo", dijo Trump durante una visita al Departamento de Seguridad Interior, donde autorizó la resolución.

La orden ejecutiva se enmarca en una serie de acciones con las que Trump pretende impedir la entrada de inmigrantes indocumentados a EE.UU. o reducir una parte de los 11 millones que ya están en el país, en su mayoría latinos.

El mandatario pidió además aumentar la cantidad de centros de detención de inmigrantes, de personal de vigilancia fronteriza y de jueces migratorios.

El documento para levantar el muro en la frontera de 3.100 kilómetros con México, rubricado por Trump a menos de una semana de haber asumido la presidencia, busca cumplir con la propuesta más emblemática de su campaña, reclamada por sus seguidores.

Según expertos, la orden cambia algunas cosas en la práctica, pero deja otras tal como estaban y mantiene algunas incertidumbres.

En la noche de este miércoles el presidente mexicano, Enrique Peña Nieto, dijo que lamenta y reprueba la decisión del mandatario estadounidense y reiteró que su país no pagará ese muro.


El presidente Enrique Peña Nieto insiste en que México "no pagará ningún muro".


Lo que cambia

La relación EE.UU.-México entró en un momento de mayor dificultad tras la orden ejecutiva firmada por Trump, sostienen analistas.

Trump sostuvo este miércoles que la medida mejorará los vínculos bilaterales y ayudará a México a cortar los flujos de inmigrantes indocumentados que pasan por su territorio camino a Estados Unidos.

Pero otros sostienen lo contrario.

"Los efectos son extremamente negativos para la relación", dijo a BBC Mundo David FitzGerald, un especialista en vínculos EE.UU.-México de la Universidad de California San Diego.

De hecho, Trump firmó la medida cuando el canciller mexicano, Luis Videgaray, viajaba a Washington para preparar una visita del presidente Enrique Peña Nieto prevista para fin de mes.

Al final de la tarde surgieron en México reportes de que Peña Nieto analizaba la posibilidad de cancelar la visita, reflejando la indignación que causa en su país la construcción del muro.

Trump insistió este miércoles, en declaraciones a la cadena ABC News que México pagará por el muro, algo que ha sido descartado este miércoles por Peña Nieto.

Las relaciones bilaterales ya estaban sometidas a prueba por la voluntad de Trump de renegociar el acuerdo Nafta de libre comercio entre EE.UU., México y Canadá, otra de sus promesas de campaña.


Río Grande, en la frontera entre México y Estados Unidos.
El muro podría afectar los hábitats naturales de muchas especies.


El riesgo de cruzar la frontera aumentará, con migrantes buscando rutas más peligrosas para entrar a EE.UU., advierten expertos.

"Si el muro se construye realmente de la forma que Trump está diciendo, podemos predecir con un gran grado de certeza que habrá más muertes", indicó FitzGerald, que también es codirector del Centro para Estudios Comparativos de Inmigración.

Indicó que unas 7.000 personas murieron intentando entrar a EE.UU. desde 1995 (cuando ya se comenzaron a instalar barreras fronterizas) y que "el nivel de muertes cada año ha permanecido bastante estable, aunque mucha menos gente no autorizada está cruzando".

Según datos del Centro de Estudios Pew, con base en Washington, desde 2009 cayó de forma constante el número de mexicanos indocumentados en EE.UU., pero aumentó el de centroamericanos, asiáticos y africanos.

El negocio de los "coyotes", que cobran a los migrantes sin papeles para ingresarlos a EE.UU., podría crecer por la situación actual según autoridades latinoamericanas.

"Los traficantes de personas conocidos como 'coyotes' se han aprovechado de la coyuntura", dijo recientemente el canciller de Guatemala, Carlos Raúl Morales, a BBC Mundo.

"Les han dicho a las personas más pobres de México, Guatemala, Honduras y El Salvador que si no se van en este momento, ya no van a poder ingresar después porque Trump va a construir un muro", añadió.

Y comentó que "el problema con esto es que hay gente muy humilde que comienza a pagar ese viaje con sus pequeñas propiedades y les meten mucho miedo".

El ecosistema fronterizo se verá afectado por los mayores obstáculos al pasaje natural de especies animales y plantas si se construye el muro, afirman expertos.

En la zona se mueve desde hace millones de años una población diversa de mamíferos, aves y plantas, algunos icónicos como el "correcaminos americano" o el cactus saguaro.

"La infraestructura fronteriza no sólo bloquea el movimiento de la vida silvestre, sino que... destruye los hábitats, fragmenta los hábitats y la conectividad que estos animales usan para trasladarse de un lugar a otro", dijo recientemente a la BBC Sergio Avila-Villegas, del Museo del Desierto de Arizona-Sonora.


Muro entre Estados Unidos y México.
Cuando se construya el muro ordenado por Trump, los inmigrantes buscarán otras rutas, que podrían resultar más peligrosas.


Lo que sigue igual

Continuarán entrando inmigrantes indocumentados a EE.UU., sostienen conocedores del tema.

"La verdad es que con muro o sin muro en la frontera mexicana, la pobreza no necesita pasaporte para viajar", dijo el expresidente costarricense Oscar Arias a BBC Mundo.

"Eso lo saben los europeos, porque a los pobres no los detiene el Mediterráneo y tampoco los detendrá un muro", añadió Arias, premio Nobel de la Paz en 1987.

Seguirán entrando drogas a EE.UU. por tierra, aire y mar, porque la demanda y el negocio ilegal son demasiado grandes para que los corte un muro, dicen los expertos.

El problema del narcotráfico también aparece mencionado en la orden ejecutiva firmada por Trump este miércoles.

"Las organizaciones criminales transnacionales operan sofisticadas redes de tráfico de drogas y humanos y operaciones de contrabando en ambos lados de las frontera sur, contribuyendo a un aumento significativo del crimen violento y las muertes por drogas peligrosas", indicó el documento.

En el Departamento de Seguridad Interior, Trump saludó a algunos padres de personas que fueron asesinadas en EE.UU. por inmigrantes indocumentados.

Pero la eficacia del muro para detener por sí solo el pasaje de personas y drogas fue puesta en duda por el propio secretario de ese departamento, el general retirado John Kelly, durante sus audiencias de confirmación en el Senado este mes.

"Una barrera física en y por sí misma no va a hacer el trabajo", admitió Kelly, aclarando que debería haber una "defensa estratificada" con sensores, más personal de vigilancia fronteriza y un trabajo junto con México y otros países latinoamericanos.


Traficantes de marihuana en la frontera entre México y Estados Unidos.
Los críticos del muro creen que seguirá entrando droga a EE.UU., ya que el negocio del narcotráfico es muy grande y sofisticado.


Lo que se desconoce

Cómo se pagará el muro sigue siendo una incógnita.

El financiamiento aún requiere aprobación del Congreso y, según cálculos oficiales, poner una valla costaría al menos US$6,5 millones por milla.

Expertos en construcción y opositores demócratas advierten que el costo total de la obra superaría fácilmente los US$10.000 millones.

Trump señaló que el muro comenzará a levantarse con dinero público de EE.UU., pero reiteró su afirmación de campaña de que México pagará luego por la obra, aunque sea de una "forma complicada".

"Seremos reembolsados más tarde de cualquier transacción que hagamos con México", dijo en la entrevista con ABC News este miércoles.

Pero México ha rechazado tajantemente esa posibilidad, que muchos analistas ven como inviable.

"México no va a pagar por el muro y de hecho la orden ejecutiva de hoy es en realidad para estudiar cómo construir el muro", señaló FitzGerald.

Cuándo se construirá el muro es otra cosa que se ignora.

Si bien Trump ordenó que se haga de forma inmediata, la falta de financiamiento puede demorar el inicio la obra y de hecho el propio presidente admitió que no hay una fecha marcada para eso.

"Tan pronto como podamos hacerlo físicamente", dijo en la misma entrevista televisiva. "Diría que en meses", agregó, aunque aclaró que la planificación sí comenzaría de inmediato.

Los especialistas ven esto como otra fuente de incertidumbre.

"Está por verse cuántas de estas ideas se implementan: todavía no tiene el dinero para construir el muro", dijo Wendy Feliz, portavoz del Consejo Estadounidense de Inmigración, un grupo en Washington que defiende los derechos de inmigrantes.

"Estas cosas no ocurren de la noche a la mañana", añadió.


Inmigrante indocumentado detenido en la frontera entre México y Estados Unidos.
El secretario de Seguridad Interior, John Kelly, dijo que el muro por sí mismo no es suficiente para impedir el paso de documentados y que más bien se necesitan más agentes de vigilancia.


¿Qué inmigrantes serán deportados por el gobierno de Trump?

Luego de ser electo y antes de asumir, Trump indicó que al inicio de su gobierno pensaba expulsar entre 2,5 millones y 3 millones de inmigrantes sin papeles, centrándose en quienes tienen antecedentes penales.

Pero en total ese grupo en EE.UU. ni siquiera llega a un millón, según especialistas en inmigración.

La orden firmada por Trump sugiere que podrían expulsarse además a quienes hayan violado leyes migratorias.

Muchos temen que más tarde se incluyan a miembros del programa DACA, creado por el expresidente Barack Obama para permitir la estadía a de unos 740.000 jóvenes traídos sin documentos a EE.UU. siendo niños.

Pero el secretario de prensa de la Casa Blanca, Sean Spicer, negó que esté previsto que Trump firme órdenes para eliminar el DACA y dijo que se concentrará en perseguir a los inmigrantes indocumentados con antecedentes penales.

Wendy Feliz indicó que cualquier decisión del gobierno podría enfrentar diversas demandas en los tribunales por parte de defensores de inmigrantes.

"Advertiría a la gente que no entre en pánico en este momento, porque no sabemos", dijo. "Las órdenes ejecutivas son conceptos muy amplios, no entran en muchos detalles".

Fotos: Getty Images



Fecha: 26 de Enero de 2017 | BBC